jueves, 30 de mayo de 2013

Preñez y Cesaría de mi Bulldog



Preñez y Cesaría de mi Bulldog


Una vez que ya tengas a tu perra inseminada hay que asumir que esta preñada, es bastante complejo poder detectar el estado pero aun así hay que tomar medidas por si esta preñada. Y siempre debes recordar las fechas de las inseminaciones, un consejo útil es adquirir una agenda para anotar exclusivamente las cosas relacionadas con la crianza.

Lo primero es darle vitaminas (día 0)
Acido fólico de 1mg
Calcio
Hierro

Lo segundo es la alimentación (día 0)
Hay que volver a darle alimento de cachorro y hay que aumentar la dosis en un 20%, esto hará que obviamente engorde. Por eso es importante tener la supervisión de un medico veterinario de forma regular, regular como cada 2 semanas máximo, el ideal es todas las semanas.

Transporte (día 0)
Este es un tema muy importante, ya que la bulldog no puede estresarse por el bienestar de la camada. Hay varias soluciones en el mercado, obviamente unas mejores que otras y aquí empieza a influir directamente el dinero disponible, lo mas recomendable es una caja de transporte, pero hay otras alternativas mas económicas aunque no mas seguras, otra alternativa es una correa que se fija del collar a la hebilla del cinturón de seguridad. Sea cual  sea la alterativa que se use debe velar por la completa integridad de la perrita.


Ecografía de control (día 30)
Se recomienda hacer una ecografía de control a los 30 días de la primera inseminación. Esta se debe hacer en el domicilio para no traumar innecesariamente a nuestra perra, y la forma en que se hace es poniendo la perrita de espalda al suelo para dejar el abdomen expuesto, pero aun así es un método que seguramente incomodara mucho, la recomendación es que dos adultos que tengan relación con la bulldog estén presente para tomarla de las patas y poder permitir así que se realice el examen de la mejor manera.   Aunque debo aclarar que si este examen es realizado correctamente el resultado solo será el saber que existe una perra preñada pero no se sabrá el numero de cachorros ni sus sexos, eso se vera mas adelante.


Ecografía de parto (día 55)
Aquí ya comienza lo complejo, en el día 55 se debe hacer la ecografía con el mismo procedimiento de la ecografía anterior y el ecógrafo debe indicar el numero de cachorros y la fecha probable de parto, el problema es la fecha que se entrega con la mayor exactitud tiene un error de 3 días, esto quiere decir que la fecha puede ser 3 días antes de lo indicado o 3 días después. Esto es un gran problema, ya que si los cachorros están listos 3 días antes la camada puede tener sufrimiento fetal, lo que significa que los cachorros defecaran dentro del útero lo que podría generar graves problemas, y si están listos 3 días después de lo indicado tendrían problemas de desarrollo del intestino ya que es lo ultimo que se desarrolla en los cachorros.

Día de parto (día 63)
Es muy importante tener un cirujano veterinario de confianza, que tenga experiencia en la raza y tenga todo el equipamiento adecuado. La anestesia recomendada para esta raza es con mascara de gas, aunque se puede utilizar anestésicos farmacológico no es lo ideal.
La bulldog debe estar en ayuna y eso es muy importante ya que la anestesia le afectara menos y el post operatorio será mejor. Antes de realizar la cesárea se le hará una ecografía de control, lo cual es fundamental ya que las bulldog no presentan los síntomas de termino de embarazo, sin embargo hay dos antecedentes que se deben dar, la producción de leche y la dilatación del cuello del útero.
Si todo sale bien y esta todo en orden, entonces se ingresa a pabellón, el objetivo es hacer el corte lo mas pequeño posible tanto en la piel como en el útero, ya que si es pequeño, la recuperación será mas rápida. Lo primero es extraer un saco y hay que estar muy atento en este punto por que se debe romper la membrana para sacar a los cachorros, pero ese procedimiento no es tan simple ya que el saco es lo bastante duro para romperlo con los dedos y si se corta con el bisturí se puede cortar un cachorro, la forma correcta de realizarlo es tomar un pliegue del saco y sobre esa zona realizar un pequeño corte y seguir abriéndolo con los dedos, al momento de sacar un cachorro este debe ser limpiado enérgicamente con una toalla para estimular al cachorro y permitir evacuar el liquido de los pulmones. Lo mas impresionante es que no realizan movimiento ni sonido alguno, por lo tanto es difícil saber el estado en que se encuentran, pero si todo marcha correctamente en unos quince minutos se escucharan sonidos de los cachorros y empezaran a moverse.
En una perra puede encontrarse mas de un saco gestacional, por lo tanto es importante realizar la extracción de todos los cachorros lo mas rápido posible, luego de eso se realiza un raspaje y se cose todo por capas, y se lleva a la bulldog al post operatorio, y simultáneamente los cachorros son revisados y todos deberían tener el reflejo de succión. Como los recién nacidos no regulan temperatura es importante disponer de una caja plástica y frazadas o mantas para ponerlos.
Nuestra nueva madre también estará débil, por lo que se debe proveer de una manta grande y cómoda para acomodarla en su caja de trasporte, hay que esperar lo suficiente como para verificar que su estado es bueno, y si todo a salido bien tendremos una camada de bulldogs y una madre listos para partir a la casa.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada